domingo, 12 de abril de 2009

LECCIONES DE LIDERAZGO Las 10 estrategias de Shackleton en su gran expedición antártica


Estimad@s amig@s:

“Lejos de minimizar, negar, aparcar o retrasar el conflicto, realidad connatural al quehacer humano, afróntelo de cara y penetre en sus misterios…. Incorpore en su equipo personalidades fuertes libres e independientes… que será menester integrar y comprometer.

Dirigir es decidir, de modo que haga las paces con la incertidumbre y el riesgo, y embarque preparado y resuelto en la aventura de optar, elegir y actuar en consecuencia.

… Instrúyase en la disciplina, la constancia, la perseverancia y la voluntad más firmes…”.
Santiago Álvarez de Mon (Prologo)

Con este anuncio empezó la travesía:

“Se necesitan hombres para viaje peligroso. Salario bajos, frio extremo, meses de completa oscuridad, peligro constante, retorno ileso dudoso. Honores y reconocimiento en caso de éxito”.

Hace unos meses, más concretamente después de verano, comenzamos a pergeñar un proyecto de alinear e implicar a todos los mandos intermedios de una naviera multinacional. Queríamos utilizar su cultura de empresa como banderín de enganche, así que buscamos un personaje y su equipo con los que poder ejemplarizar… Les propusimos tres personajes, pero mi favorito era Shackleton.

Dennis Perkins utiliza a la expedición y sus personajes, partiendo de la narración verídica de los hechos por los tripulantes del Endurance, con casos prácticos de las organizaciones actuales e indicadores acerca de la implementación de las estrategias de liderazgo en el entorno de negocios.

Estrategia 1
Nunca pierda de vista la última meta y concentre su energía en objetivos a corto plazo.

“… Sentir que, aunque progresamos lentamente, vamos hacia tierra, que quedarse sentado esperando una deriva hacia el noroeste que nos saque de esta extensión de hielo”.

Ernest Shackleton

Estrategia 2
De ejemplo personal con símbolos y conductas visibles y fáciles de recordar.


“…Después de hablar, saco de su chaqueta una caja dorada de cigarrillos y varios soberanos de oro y los tiro a la nieve”.
Alfred Lansing

Estrategia 3
Inspire optimismo y autoconfianza, pero aférrese a la realidad.

“…Insistía mucho en la cortesía y en el optimismo y, de hecho, su actitud era: “Tienes que ser condenadamente optimista”.
Frank A. Worsley

Estrategia 4
Cuide de sí mismo: mantenga su resistencia y déjese de complejos de culpa.

“…Greenstreet, que es un buen marino, me decía continuamente que dejara el timón y durmiera algo, pero yo estaba tan obsesionado con llegar a la isla (…) que seguí, cuando debiera haber cedido el gobierno a otro.
Frank A. Worsley

Estrategia 5
Refuerce constantemente el mensaje de grupo: “somos uno, viviremos y moriremos juntos”.

“Shackleton siempre se opuso a dividir el grupo, y muy sensatamente rehusó considerar tal opción (…) aunque la tentación de explorar (…) era casi irresistible”.
Frank A. Worsley

Estrategia 6
Minimice las diferencias de estatus e insista en la cortesía y el respeto mutuo.

“Shackleton, en privado, me forzó a aceptar la galleta de su desayuno, y me hubiera dado otra esa noche si se la hubiese permitido. No creo que nadie en el mundo pueda valorar cuanta generosidad y empatía ha mostrado con este gesto: yo sí, y juro por Dios que nunca lo olvidare. Miles de libras no hubieran podido comprar esta galleta”.
Frank Wild

Estrategia 7
Domine el conflicto. Maneje el enfado en dosis pequeñas, atraiga a los disidentes e impida luchas de poder innecesarias.

“(…) tales eran los peligros psicológicos de una comunidad aislada. Las peleas y la tensión estaban siempre como telón de fondo. Había irritabilidad entre caras demasiado familiares, y no había modo de escapar (…). Sobre todo, era fundamental pensar en el líder, y Shackleton tenía el poder de adelantarse a los problemas sin hacer nada aparente”
Roland Huntford

Estrategia 8
Encuentre algo que celebrar y algún motivo con el que reír.

“La desaparición del sol es un acontecimiento depresivo en las regiones polares, donde los largos meses de oscuridad implican presión mental y física. Pero la tripulación del Endurance no renuncio a abandonar su alegría cotidiana, y un concierto por la tarde hacia del Ritz una escena de ruidoso jubilo que contrastaba extremadamente con el fio y silencioso mundo del exterior”.

Ernest Shackleton

Estrategia 9
Este dispuesto a asumir el gran riesgo.

“Shackleton era (paradójicamente) un hombre muy prudente. Puede parecer producto de la fantasía decir que un explorador antártico de su calibre era cauto, pero era así. Era valiente, el hombre más valiente que he visto nunca, pero no era insensato. Cuando era necesario, asumía las tareas más peligrosas y lo hacía sin miedo, pero siempre se aproximaba de forma reflexiva y realizaba las tareas de forma segura. Estaba orgulloso de su reputación de prudente y, por eso, el apodo que se había ganado en su primera expedición era Jack el prudente, lo que le halagaba mucho”.
Frank A. Worsley

Estrategia 10
Nunca abandone, siempre hay otro movimiento.

“Sin un ancla, el bote se escurría, balanceaba y hacia mucho agua. El vidrio de la brújula estaba roto, pero lo reparamos con escayola del botiquín”.
Frank A. Worsley


LECCIONES DE LIDERAZGO
Las 10 estrategias de Shackleton en su gran expedición antártica
Dennis Perkins
DESNIVEL ediciones

“Cuando surge un desastre arrodíllate y reza a Shackleton”.
Sir Edmund Hillary

Recibid un cordial saludo
Publicar un comentario