viernes, 8 de enero de 2016

Not Knowing (No Saber); el arte de transformar la incertidumbre en oportunidad

Estimad@s amig@s

Sinopsis
Aprenderás, mediante casos reales, cómo el No Saber rescata a una empresa de la bancarrota y la convierte en una de las que tiene mayor crecimiento en los Estados Unidos; cómo una pequeña empresa en Colombia aumenta sus ventas anuales de forma excepcional, cómo un ingeniero y un chef descubren por error la «salsa secreta» que les lleva tres años reproducir o cómo un vicepresidente de una empresa mediana dirige a su equipo hacia lo desconocido. Este libro te llevará por el viaje del No Saber. Te animará a desarrollar la mentalidad adecuada para que te enfrentes a lo desconocido y avances, en vez de meramente sobrevivir. Desarrollarás la capacidad de no solamente tolerar lo desconocido, sino también de usarlo en tu beneficio.

“Los profesionales con demasiada confianza en si mismos creen realmente que saben mucho, actúan como expertos y parecen expertos. Tienes que hacer un esfuerzo y recordar que podrían estar aferrándose a una ilusión”
Daniel Kahneman

Introducción
… nos aferramos al conocimiento de que ya disponemos, y tenemos miedo a soltarlo. Estamos programados neurológicamente para evitar lo inesperado, y preferimos la seguridad. Las situaciones ambiguas o inciertas nos hacen sentir incompetentes, violentos y avergonzados.

… vivimos en un mundo lleno de incertidumbre, de complejidad y volatilidad. Somos incapaces de definir los mayores desafíos a los que nos enfrentamos, y preferimos dejar que se resuelvan solos. Cuando llegamos al límite de nuestro conocimiento, nuestras respuestas básicas consisten en aferrarse al conocimiento actual, dar soluciones rápidas o evitar por completo la situación.

“Aunque necesitamos la palabra para compartir el conocimiento, la gente trata a los expertos como si sus tonterías fueran una forma de sabiduría.”
Heráclito

¿Pasa algo por reconocer que no sabemos? ¿Tenemos la respuesta a la pregunta que nos están haciendo?
Desgraciadamente si, automáticamente calificamos a nuestro interlocutor como torpe… hacemos una pregunta y queremos la respuesta en el momento.

Error. Nos pueden responder con evasivas, nos pueden responder sin fundamento, sin contrastar la información… deberíamos de acostumbrarnos a dar más respuestas en frio. No pasa nada por invitar a nuestro interlocutor a esperar unas horas a que meditemos la respuesta, con el objetivo de dar una mejor respuesta.   

Vivimos esclavizados por la necesidad de saber. Pero a la vez le damos autoridad al primero que pone, sube, comparte cualquier  disparate en las redes sociales. Hombre lo ha dicho una autoridad en twitter tiene no sé cuántos mil seguidores.

Pues será la edad, las cicatrices o la experiencia, a medida que leo, estudio, escucho a más personas, doy más vigencia a la frase de Platón  “solo sé que no se nada”, pero todos los días me levanto con la idea de aprender algo nuevo y de huir de los perjuicios de reconocer que no soy ningún experto en infinidad de temas…

Para ello la humildad es de gran ayudase humilde, no eres tan sabio.

“No hay nada que el hombre temas más que el contacto con lo desconocido. Quiere saber lo que viene y ser capaz de reconocerlo o, como mínimo, de clasificarlo. El hombre siempre tiende a evitar el contacto físico con todo lo extraño.”
Elías Canetti

El nivel y el poder que podemos obtener gracias a nuestros conocimientos y nuestra experiencia, aparte de los beneficios prácticos que pueda tener, nos hace sentir más importantes y más valorados.

… el rendimiento se evalúa en función de unos criterios muy concretos y se vincula a ascensos, remuneraciones, bonos y otras recompensas; todo ello refuerza la creencia de que cuanto más competentes somos, más éxito tendremos, más alto subiremos y más nos pagaran.

No es extraño… persigamos con tanto anhelo cualquier forma de conocimiento, porque el conocimiento es algo maravilloso. Nos promete que seremos recompensados, respetados, ascendidos y más ricos, que estaremos más sanos y nos sentiremos más seguros de nosotros mismos.

… la maldición del conocimiento implica que cuanto más sabes de algo, más difícil es pensar y hablar sobre tu especialidad de una forma sencilla…

Muchos no entienden lo que han visto, y no pueden juzgar lo que han aprendido, aunque se digan a sí mismos que saben.”
Heráclito

Nos sentimos obligados, por la presión que existe a nuestro alrededor, a disimular nuestra incompetencia e ineptitud, y a pretender que tenemos las respuestas, incluso cuando no las tenemos…

Cuidado con las sombras que proyecta nuestro conocimiento.”
Julie Diamaond

La presión y las exigencias que sentimos en nuestro trabajo contribuyen a la ilusión de conocimiento. Nos hacen más propensos a ser inmunes a las dudas y contribuyen a que muchos de nosotros dominemos el arte de parecer que sabemos de lo que hablamos, aunque no tengamos ni idea. Rodeados de gente que busca nuestra aprobación y depende nosotros por nuestro conocimiento, caemos presas de la ilusión de que sabemos lo que hacemos.

Seguimos a la gente por lo que saben, no por lo que no saben. Contratamos consultores porque saben algo que nosotros no sabemos.

“Para cada problema complejo existe una respuesta clara, simple y errónea.”
H. L. Mencken

No saber es un proceso activo, es elegir abrirse a nuevas experiencias y a un nuevo aprendizaje. Es una forma de vivir y de trabajar con la complejidad, la ambigüedad y la paradoja, tolerando la incertidumbre y los sentimientos de malestar que podemos sentir cuando estamos en el límite.

“No saber es lo que hace que el trabajo de aprender sea más emocionante que un trabajo normal de oficina con el mismo sueldo cada mes. Asumimos riesgos, fracasamos, no sabemos lo que va a pasar, no solo metemos los pies en las aguas de lo desconocido… saltamos, de cabeza.”
Leo Babauta

Nuestra capacidad para relacionarnos con el no saber está relacionada con nuestra disposición para ceder el control y comprometernos con ello. Nuestro reto consiste en conseguir dar la misma importancia a nuestra vulnerabilidad que a nuestro conocimiento. Esto no surge del nihilismo, sino de la humildad…

“No se descubren nuevas tierras si no se acepta perder de vista la costa durante mucho tiempo.”
André Gide

Seguramente tomar decisiones sin saber la respuesta sea una locura, pero a veces hemos desempeñar el papel de loco…

“El loco no piensa que es sabio, pero el sabio se ve a sí mismo como un loco.”
William Shakespeare



“No hemos conquistado la montaña, nos hemos conquistado a nosotros mismos.”
Sir Edmund Hillary

Recibid un cordial saludo
Publicar un comentario en la entrada